Blog

Prodieta Alimentación Saludable Salud

¿Cuáles son las frutas más hidratantes?

La Organización Mundial de la Salud (OMS) y la Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria (EFSA), recomiendan una ingesta total de agua entre 2 y 2,5 litros al día para las mujeres adultas y entre 2,5 y 3 litros al día para hombres adultos, bajo condiciones normales de actividad y temperatura.
La hidratación es clave para cuidar la salud a lo largo de todo el año, pero durante los meses de calor cobra más protagonismo. Podemos hidratarnos mediante la ingesta directa de agua y a través de alimentos con gran porcentaje de agua, como las frutas. Por eso, queremos mostrarte algunas de las frutas más hidratantes:

Sandía (91,7% de agua)

Es una buena opción en épocas de calor por su elevado contenido en agua y poder de hidratación a nivel corporal y de la piel. La sandía proporciona cantidades interesantes de vitamina A, C, E, potasio y magnesio.
Todas estas propiedades pueden ayudar a mejorar la salud cardiovascular. La sandía también es una fruta ideal para aliviar la fatiga muscular gracias a que ayuda a relajar los músculos después de hacer ejercicio.

Fresa (90,6% de agua)

Las fresas y los fresones son frutas con bajo contenido energético, cuyo principal componente es el agua, y tras éste, los hidratos de carbono (con una cantidad moderada, alrededor del 7% de su peso), fundamentalmente: fructosa, glucosa y xilitol. Al mismo tiempo, también nos aporta una gran cantidad de fibra, que ayuda a mejorar el tránsito intestinal.

Entre las vitaminas que contienen las fresas la más abundante es la C, pero también son ricas en ácido fólico, vitamina E y betacarotenos, mientras que el potasio constituye el mineral mayoritario.

Melón (92% de agua)

El melón contiene altas cantidades de agua que nos ayudarán a hidratarnos en verano. Es verdad que el melón es un poco más calórico que la sandía, pero sigue siendo una fruta que nos aporta bajas cantidades de calorías, además de tener un efecto diurético que nos servirá para eliminar el exceso de líquidos del cuerpo mientras nos hidratamos perfectamente.
Además, contiene altas cantidades de vitamina C, concretamente, 300 g de melón sin corteza, proporcionan el 75% de la ingesta diaria recomendada de vitamina C; y junto a la naranja, es una de las frutas con mayor contenido en folatos. También es rico en potasio y contiene menos azúcar que otras frutas.

Pomelo (89% de agua)

La mayor parte del pomelo es agua, lo que justifica su bajo aporte calórico. Es una fruta muy rica en vitamina A y se le reconocen propiedades tonificantes y estimulantes del apetito. Como desayuno, su zumo es un excelente depurativo, por lo que es muy recomendable en ayunas. Sin embargo, si queremos aprovechar su riqueza en fibra es más aconsejable comer un pomelo entero, a gajos.

Melocotón (88% de agua)

Otra de las frutas de la temporada de verano que puede presumir de contener un buen porcentaje de líquido. Los melocotones están repletos de propiedades beneficiosas para nuestro organismo. Contienen vitaminas A, C, B1, B2 y B6, minerales (potasio, fósforo, magnesio, calcio, azufre, cloro, manganeso, cobre y hierro), y betacarotenos, según ratifica el Instituto Catalán de Endocrinología.

Estas cinco frutas no son las únicas opciones que podemos tomar para hidratarnos. Las ciruelas, las cerezas, la piña, la papaya, el albaricoque o la nectarina son otras opciones saludables para nuestra salud.

Subir